8/5/17

REFLEXIÓN 55. - "La Causa Principal Por La Cual Jesús Vino A Este Mundo"


“Puesto que la ley divina están sagrada como el mismo Dios, solo uno igual a Dios podría expiar su transgresión. Ninguno sino Cristo podría salvar al hombre de la maldición de la ley y colocarlo otra vez en armonía con el cielo. 
Cristo cargaría con la culpa y vergüenza del pecado, que era algo tan abominable a los ojos de Dios que iba a separar al Padre y su Hijo. Cristo descendería a la profundidad de la desgracia para rescatar a la raza caída” MGD 42.

 Para la mayoría de los cristianos Jesús vino a este mundo porque nos amó el Padre; eso es solo parte de la historia de los misterios de la salvación. Si solo eso fuera toda la razón, no era necesario que muriera, ya que se hubiera encontrado de seguro otra salida. Pero la razón primaria y absoluta es que vino por mandato del padre para expiar la culpa de toda la humanidad, ¿ante quién? por su puesto ante la sagrada ley de Dios que están inmutable, sagrada, como el mismo. y de paso vindicar el carácter de Dios ante el universo. Recuerden: La Ley Es es trasunto o reflejo fiel del carácter de Dios.  

Porque habéis sido comprados por precio; glorificad, pues, a Dios en vuestro cuerpo y en vuestro espíritu, los cuales son de Dios. 
(1Cor. 6:20 R60).
 Entonces podemos entender claramente porque San Pablo dice: Que el cumplimiento de la ley es el amor… Rom. 13:10. 

“El amor de Dios hacia la humanidad; es causa de la sagrada ley de Dios” Algo más, “existe la gracia por causa de la ley y no la ley por causa de la gracia” ya que la ley existe antes de la creación y caída del hombre. 

Cuando escuches esta frase tan difundida en la cristiandad: “Que nadie se salva por guardar la ley de Dios” o que no tienes que hacer nada para salvarte” pon le reparos, porque lo dicen quienes no leyeron toda la biblia, es mas no entendieron totalmente lo que Pablo habla acerca de la salvación. 

 • Porque No Son Los Oidores De La Ley Los Justos Ante Dios, Sino Los Hacedores De La Ley Serán Justificados. (Rom 2:13 R60). (Esta parte ya ampliamos en el tema “Jesús Y Sus Medios de Salvación”. 

 • Fue la desobediencia a los justos mandamientos de Dios lo que ocasionó la caída de Satanás y sus huestes. Cuán importante era, entonces, que Adán y Eva honrasen aquella ley, único medio por el cual es posible mantener el orden y la equidad. 

La ley de Dios es tan santa como él mismo. Es la revelación de su voluntad, el reflejo de su carácter, y la expresión de su amor y sabiduría. La armonía de la creación depende del perfecto acuerdo de todos los seres y las cosas, animadas e inanimadas, con la ley del Creador. No sólo ha dispuesto Dios leyes para el gobierno de los seres vivientes, sino también para todas las operaciones de la naturaleza. Todo 35 obedece a leyes fijas, que no pueden eludirse. Pero mientras que en la naturaleza todo está gobernado por leyes naturales, solamente el hombre, entre todos los moradores de la tierra, está sujeto a la ley moral. Al hombre, obra maestra de la creación, Dios le dio la facultad de comprender sus requerimientos, para que reconociese la justicia y la benevolencia de su ley y su sagrado derecho sobre él; y del hombre se exige una respuesta obediente. PP 34,35.

 Muchos que enseñan que la ley de Dios no es obligatoria para el hombre, alegan que es imposible obedecer sus preceptos. Pero si eso fuese cierto, ¿por qué sufrió Adán el castigo por su pecado? 
 El pecado de nuestros primeros padres trajo sobre el mundo la culpa y la angustia, y si no se hubiesen manifestado la misericordia y la bondad de Dios, la raza humana se habría sumido en irremediable desesperación. 

 Nadie se engañe. "La paga del pecado es muerte." (Rom. 6:23.) 
La ley de Dios no puede violarse ahora más impunemente 46 que cuando se pronunció la sentencia contra el padre de la humanidad. 
(PP 45,46). 

 Nuestra salvación depende de vivir una vida perfecta aquí, con la permanente ayuda y guía del Espíritu Santo. 

 EL PRECIO DEL CIELO. El que es la fuente de todo conocimiento ha fijado las condiciones de nuestra idoneidad para entrar en el cielo de los bienaventurados con estas palabras: "Bienaventurados los que guardan sus mandamientos, para que su potencia sea en el árbol de la vida, y que entren por las puertas en la ciudad". La obediencia a los mandamientos de Dios es el precio del cielo, y la obediencia a los padres en el Señor es la lección importantísima que deben aprender los hijos (Manuscrito 12, 1896). 

 Entonces concluyendo: Jesús vino primariamente para satisfacer las demandas de la sagrada ley de Dios… Porque está en igualdad ante Dios. Algunos versículos categóricos: 
Dios
 1. Es Justo (Esdras 9:15; Salmos 119:137; 129:4; 1Juan 1:9). 
2. Es Perfecto (San Mateo 5:48). 
3. Es Santo (Isaías 57:15; 40:25; 47:4; Levítico 19:2). 
4. Es La Verdad (San Juan 14:6; 16:13; Efesios 4:21; 
Deuteronomio 32:4). 

 La Ley De Los Diez Mandamientos 
1. Su Ley Es Justicia (119:172). 
2. Su Ley Es Perfecta (Salmos 19:7; Santiago 1:25). 
 3. Su Ley Es Santa (Romanos 7:12; Isaías 58:13). 
4. Su Ley Es La Verdad (Salmos 119:142,151). 

 “Y conoceréis la verdad, y la verdad os hará libres” 

 Recuerda: Cinco Son las columnas de la verdad: 
 Dios, Jesús, 
El Espíritu Santo, La Biblia, 
Y La Santa Ley de Dios. 

Ministerio Hno. Pio

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Cada palabra escrita con amor; influencia para bien... Dios te bendiga.